Bienvenido a la primera página web dedicada a Perico.
palmarés
198319841985198619871988
198919901991199219931994
EnlacesEnglishEnglish

Para los que nos hemos aficionado al ciclismoalgunos años antes de aparecer en escena el "ogro" de los 90 Indurain, el rey de la bicicleta en España fue, sin lugar a dudas, Pedro Delgado. Con él y otros de su generación, el ciclismo español abandona esa posición en la sombra que ocupaba en el pelotón internacional para salir al exterior a competir en igualdad de condiciones que los grandes de la época.

Su irrupción en la escena ciclista internacional se produce en 1983, un año después de incorporarse como profesional al equipo Reynolds, cuyo jefe de filas es por aquel entonces Angel Arroyo. En el Tour de ese verano, los novatos del Reynolds, dirigidos por Echavarri, se aventuran más allá de los Pirineos "a ver que pasa". En la cronoescalada del Puy de Dome, Arroyo y Perico dan la sorpresa ocupando los 2 primeros puestos y animando la carrera. Sin embargo, ya por aquel entonces, comienzan a hacerse famosos también por sus temibles pájaras, como la que sufre Pedro en la etapa de Morzine a consecuencia de unos alimentos en mal estado, donde pierde 25 minutos.

En 1984 vuelve al Tour con ganas, pero en la etapa de La Plagne-Morzine revienta el tubular delantero y va de bruces contra una valla fracturándose la clavícula derecha. Aún llegó a meta, pero no tuvo más remedio que abandonar.

En la Vuelta a España de 1985 se estrena con su nuevo equipo, el Orbea. Durante el desarrollo de la carrera su compañero de equipo Pello Ruiz Cabestany y el escocés Robert Millar se perfilan como favoritos. En la 18ª etapa, entre Alcalá y Segovia, Perico es 6º en la general a 6 min. y 3 seg. del líder Millar. Sin embargo, no ha arrojado todavía la toalla: tras el ataque de Recio en el alto de Cotos y en un terreno que conoce, Perico se lanza tras él y le alcanza en la bajada de Navacerrada, llegando los dos juntos a la meta con ventaja suficiente para que Perico gane su primera Vuelta.

Ese mismo año, Pedro vuelve al Tour, donde sólo consigue ser 6º y se adjudica la etapa de Luz Ardiden.

1986 es el año de su marcha al equipo holandés del PDM, donde quiere perder el miedo a la manera de correr de los extranjeros. Ese año en el Tour las cosas se presentan bien: gana la etapa de Pau y ya se encuentra 5º en la general, pero el día 20 de Julio fallece su madre y, aunque su familia le insta a continuar, Pedro se retira al día siguiente en la etapa de Alpe D'Huez subiendo la Cruz de Hierro.

La Vuelta de 1987, que gana Lucho Herrera y en la que hace 4º, es una puesta a punto para el Tour. Este año será el de su duelo con Stephen Roche (que ese año había ganado ya el Giro y posteriormente ganaría el Mundial). Su mano a mano con el irlandés es épico, con Perico atacando siempre que ve ocasión. Uno de esos momentos es en la etapa de Villard de Lans, en la que posteriormente Perico se lamenta de no haber podido rematar a Roche. En la etapa de Alpe D'Huez Delgado ya hace historia, puesto que es el primer ciclista español que se viste de amarillo en el Tour desde 1973. Pero él quiere conservar ese maillot hasta Paris y para ello tiene que ampliar los 21 seg. que le lleva al irlandés. Por eso, en la etapa de La Plagne, Pedro ataca en el último puerto. Se marcha nada más empezar a subir con la idea de meterle 2 minutos a Roche de cara a la contrarreloj de Dijon. Sin embargo, empieza a flaquear a 3 km. de la meta y Roche recupera terreno. Aunque en la misma meta el irlandés desfallece y han de aplicarle oxígeno, sólo pierde 4 segundos y al día siguiente sale como una rosa. En Dijon, Roche gana la contrarreloj con una ventaja de 1 min. 1 seg sobre Delgado, que queda finalmente 2º en el podio de Paris.

1988 es el año de Pedro Delgado. Esa temporada , comienza su preparación con el Giro de Italia, renunciando a correr la Vuelta a España, lo que causa cierto malestar en los organizadores la carrera y en ciertos círculos periodísticos cercanos económicamente a ésta. Sin embargo, parace que la prepracaión de esta temporada le va bien al segoviano: llega al Tour "como una moto" y el 14 de Julio ya se viste de amarillo en Alpe D'Huez, para ganar la etapa y aumentar su ventaja en la cronoescalada del día siguiente en Villard de Lans. Todo va sobre ruedas cuando el día 19 en Burdeos sale a la luz la noticia del supuesto dopaje de Pedro Delgado. Aunque posteriormente se retiran los cargos contra él, todos estamos esos días pendientes y nerviosos, especialmente el propio Perico. Finalmente, el día 24, Perico sube de amarillo al podio de Paris.

Al año siguiente, 1989, Pedro Delgado retorna a la Vuelta a España, donde la buena forma del año anterior parece estar con él. En la etapa de Cerler se sitúa ya 5º en la general y gana la cronoescalada de Valdezcaray, quedándose a sólo 2 segundos del liderazgo: al día siguiente se viste de amarillo para no abandonarlo hasta el final. Aun gana la contrarreloj de Valladolid a Medina del Campo. En la 20ª etapa, Parra, su más firme rival, todavía tienes ganas de dar la batalla, pero no consigue la suficiente ventaja para arrebatar el triunfo final a Perico. Es su segunda Vuelta.

Su momento de forma parece idóneo para afrontar el Tour. Sin embargo, un despiste en la etapa prólogo en Luxemburgo le hace perder 2' 40" al llegar tarde a la salida. El revuelo que se forma es monumental y Perico, acusándolo esa noche, pierde 5 minutos más en la contrarreloj por equipos del día siguiente: su desventaja es muy grande como para ganar el Tour. Sin embargo, durante toda la carrera, Pedro se mueve y ataca intentando limar diferencias y termina la ronda gala en tercera posición, a sólo 3'34" de Lemond (que le arrebataría el triunfo en la última jornada al francés Fignon).

Tratando de resarcirse de la mala suerte del Tour pasado, comienza el año 1990 en la Vuelta a España, pero no puede revalidar su título frente al sorprendente italiano Giovanetti. Acaba segundo, aunque nos sabe a poco a sus seguidores.

Todos confiamos en que la suerte le sea favorable en el Tour, pero esta vez una gastroenteritis en los primeros días de carrera le impiden optar a la victoria. En la última contrarreloj cede el tercer puesto de la general a Breukink. No todo es mala suerte en ese Tour: el que será el relevo español de Perico comienza a destaparse. Miguel Indurain gana en Luz Ardiden y ya se empieza a pensar que puede llegar a ganar un Tour.

El 91 es un año discreto para Pedro. Queda 5º en el Giro y va al Tour todavía con ganas de victoria. Sin embargo, el 19 de julio, en la etapa del Tourmalet, Indurain en una etapa histórica en la que se marcha en solitario con Chiapucci, toma oficialmente el relevo de Perico, que cede sus opciones. A partir de ahí asume su papel y trabaja para su compañero.

La Vuelta a España ha sido en muchas ocasiones una caja de sorpresas y en 1992 transforma a un corredor considerado regular en una figura internacional durante los próximos años: Rominger. El suizo acaba con las esperanzas de Pedro de anotarse su tercera Vuelta este año y, aunque consigue una victoria en los Lagos de Enol, tendrá que conformarse con la tercera posición final.

En el Tour de este año, Perico hace un sexto puesto que nos sabe a poco, aunque el amarillo de París lo tenga adjudicado Indurain durante unos cuantos años.

En el 93 parece que la estrella de Perico comienza a perder intensidad. Participa en la Vuelta y logra la sexta posición final en una carrera dominada nuevamente por Rominger. Este año será su última participación en el Tour y se despide con una meritoria 9ª plaza (nuevamente gana Miguel, y los que le quedan...).

El 94 Perico decide despedirse del ciclismo y va a correr su última gran carrera: la Vuelta. Dosificando como un maestro sus fuerzas, Pedro consigue la tercera posición final, defendiéndola en la última contrarreloj ante el acechante Zulle. No es mala despedida para el segoviano.

Vuelta a España

Giro de Italia Tour de Francia

enlacesEnlaces de interés

Si tienes algún comentario o sugerencia, puedes dirigirla a earaoz@eniac.es
Esta página ha sido creada por Enrique Araoz utilizando Netscape Navigator Gold
Copyright © 1996 Enrique Araoz
Esta página ha recibido estas visitas: